Formación y Empleo

El coste salarial ha caído un 0,7% durante la crisis

  • El INE publica una nueva encuesta que mide el coste de la mano de obra de cada puesto de trabajo, sin que se vea afectado por cambios en la cantidad o calidad del trabajo de la plantilla
    Entre 2008 y 2014 el coste de la mano de obra ha caído un 0,7% acumulado, lo que acerca los salarios, en el primer año de recuperación, a los niveles precrisis
    En estos años los salarios han perdido un 8,9% de poder de compra

1479469550_754210_1479474937_noticia_normal

El coste salarial de contratar a un trabajador en 2014 era un 0,7% más bajo que contrarlo en 2008. De esta forma, podría decirse que durante el primer año de recuperación económica los sueldos se acercaban al nivel de antes de la crisis. Esta es la principal conclusión del nuevo Índice de Precios del Trabajo (IPT), una nueva encuesta de salarios, hecha hoy pública por el Instituto Nacional de Estadísitica.
No obstante, si se compara la evolución de los salarios entre 2008 y 2014 con lo ocurrido con los precios durante este tiempo –en el que acumulan una subida media del 8,2%– se observa que han perdido un 8,9% de poder de compra.

Esta nueva encuesta tiene como objetivo medir la evolución temporal del precio de la mano de obra, sin tener en cuenta los cambios en la creación de empleo, ni la calidad de los puestos de trabajo. Esto es, el INE ha creado –al igual que hace para medir el IPC con la cesta básica de bienes de consumo y servicios– una cesta básica estandarizada de puestos de trabajo.

De esta forma, se ve cómo ha evolucionado el salario de un mismo empleo sin que se vea afectado por las variaciones del mercado. Por ejemplo, se ve cuanto ganaba un oficial de primera de la industria en 2008 y en 2014. Esto no se mide igual con otras encuestas como la de estructura salarial que también elabora el INE y que por ejemplo calcula los salarios en terminos promedios, que pueden subir o bajar en función de como varíen de año a año la cantidad de horas que se trabaje, las categorías o el tipo de contrato.

Así, esta nueva medición indica que en 2009 y 2010, el coste de la mano de obra subió un 1,5% y un 0,5%, respectivamente; mientras que la Encuesta de Estructura Salarial refleja un aumento de los salarios del 4,1% en 2009 y del 1,5% en el 2010. Estos mayores avances salariales obedecen a que esos años se despidió a más de un millón de trabajadores temporales, con lo que se expulsaron del mercado los salios más bajos y el promedio de los sueldos pagados subió.

Según estos datos, un trabajador del sector de la hostelería ganaba en 2014 casi un 15% más que lo que se ganaba en ese mismo puesto en 2008. De esta forma es sector hostelero fue el que experminentó un mayor incremento de los sueldos en el periodo de crisis, siendo el primer año de la recuperación (2014) cuando aumentaron más (un 7,3% anual).

Por el contrario, los salarios que más bajaron en la crisis fueron los de la Administración Púbica y Defensa (con un descenso acumulado del 7,2%) y los del sector de la sanidad, con un recorte salarial del 5,2% entre 2008 y 2014. De hecho, según esto la pérdida de poder adquisitivo de los trabajadores de la Administración entre 2008 y 2014 acumula un 16,1%.

Este indicador apunta a que en el primer año de la recuperación (2014) los salarios de las mujeres fueron los que expermientaron una mayor recuperación, ya que crecieron un 1,1%m frente a un estacancamiento de los sueldos de los hombres. En cuanto al comportamiento en el periodo analizado (2008-2014), los salarios de las trabajadoras eran 0,3% mayores que al inicio de la crisis mientras que los de los varones aún estaban un 1,4% por debajo.

Los datos conocidos el viernes ofrecían datos contrarios a la Encuesta de Estructura Salarial en materia de salarios de entrada al mercado laboral. Mientras que dicha encuesta refleja una caída del 13% en dichas retribuciones de los nuevos trabajadores, el índice conocido el viernes apunta un aumento del 15,5%. Si bien esta mejora se produce casi enteramente en 2014, cuando estos salarios de entrada, de trabajadores con menos de un año de antigüedad aumentaron un 14,3%. Esto refleja cierta mejora en la calidad del nuevo empleo.

 

EL 86% DE LOS AUTÓNOMOS SIGUE COTIZANDO LO MÍNIMO POSIBLE

  • La mayoría de los autónomos esperan a tener una edad próxima a la jubilación para aumentar su base de cotización y optar a una pensión de jubilación más elevada

1478792371_081360_1478792648_noticia_normal

Según un informe realizado por la Federación Nacional de Asociaciones de Trabajadores Autónomos (ATA), el 86,2% de los autónomos españoles cotizan a la Seguridad Social por la base mínima de cotización que, en 2016, se ha fijado en 893,10 euros para los menores de 47 años y en 963,3 euros para los que superan esa edad.

La mayor parte de los autónomos que se decantan por cotizar el mínimo son los menores de 40 años, los extranjeros y los que han iniciado su actividad en los últimos cinco años. Por el contrario, el 30,1% de los autónomos cuya edad está más próxima a la jubilación han decidido aumentar su base de cotización con el fin de mejorar su pensión de jubilación. En cualquier caso, sólo el 0,8% de los autónomos triplica la base mínima de cotización, que se sitúa en 2.679,3 euros.

Del informe también se desprende que los autónomos son los responsables de 1 de cada 5 empleos que se han generado en España a lo largo de 2016, lo que supone el 19,5% de los puestos de trabajo creados en lo que va de año. Así, cada día de 2016 los autónomos generaron 304 nuevos empleos, de los que 82 son por cuenta propia y 222 por cuenta ajena.

Entre diciembre de 2015 y septiembre de 2016, la Seguridad Social ha registrado un total de 422.723 nuevos cotizantes, de los que 82.238 empleos están bajo el paraguas de los autónomos. Sin embargo, a pesar del crecimiento de los autónomos empleadores y del empleo que generan, todavía el 78,1% no tienen asalariados a su cargo.

El Presidente de ATA, Lorenzo Amor, ha recordado que los autónomos representan ya el 23% de la población ocupada y ha reclamado al Gobierno que se ponga a trabajar de forma inmediata para poner en marcha medidas que permitan seguir creando empleo estable y autónomos empleadores.
En la actualidad, hay en España 17.603.313 personas cotizando a la Seguridad Social, de los cuales 3.187.990 son autónomos y 871.955 son trabajadores asalariados a cargo de un autónomo.

 

LA PRIMERA REFORMA DEL GOBIERNO SERÁ PARA LOS AUTÓNOMOS

  • Ciudadanos ha reducido el número de medidas a adoptar en relación con los autónomos para poder empezar a tramitar la ley cuanto antes y completarla, más adelante, con reformas adicionales

1478627390_777235_1478628085_noticia_normal

Ciudadanos ha llegado a un acuerdo con el Partido Popular para empezar a tramitar la ley de reforma integral del régimen económico de los trabajadores autónomos que ambas formaciones pactaron en el acuerdo de investidura.

Según informa Europa Press, el Presidente de Ciudadanos, Albert Rivera, ha mostrado su satisfacción por el inicio de la tramitación de la reforma, que ha calificado de “tema principal”, ya que recoge una serie de medidas para impulsar el empleo autónomo y mejorar las condiciones laborales de este colectivo.
En concreto, la proposición de ley prevé establecer una mayor flexibilidad para el cambio de la base de cotización a la Seguridad Social y la adaptación del pago de las cuotas al momento del alta y no por meses completos, como hasta ahora. Además, recoge medidas para reducir del 20 al 3% las sanciones por retrasos de más de tres meses en los pagos a la Seguridad Social y bonificaciones en las cuotas durante las bajas de maternidad y los meses posteriores.

La ley también contempla que los autónomos puedan deducirse en el IRPF los gastos de mantenimiento del vehículo y los suministros de luz y agua, la exención del abono de las cuotas para los autónomos que no alcancen el salario mínimo y la compatibilidad del trabajo por cuenta propia con la percepción de una pensión de jubilación.

Además de la tramitación de la ley, la Comisión de Empleo y Seguridad Social del Congreso de los Diputados creará una subcomisión parlamentaria para negociar la reforma del régimen estatal de los trabajadores autónomos (RETA). Ciudadanos confía en que en un plazo no superior a seis meses, la Comisión haya alcanzado un acuerdo definitivo.
Rivera ha subrayado que no debería haber trabas para la aprobación de la ley ya que el pacto alcanzado anteriormente con el PSOE para la fallida investidura de Pedro Sánchez ya incluía todas estas medidas. Además, Ciudadanos espera contar con el apoyo de otras fuerzas políticas, como Podemos, ya que, según Rivera, estamos ante “medidas transversales, que afectan a millones de españoles, que entienden poco de siglas y mucho de soluciones”.

Sanofi y Boehringer intercambian 150 empleados en España

  • Moviemiento en las plantillas en nuestro país debido a la permuta de negocios en todo el mundo
  • Las plantillas comenzarán en sus nuevos puestos de trabajo en 2017

1478547596_521467_1478547793_noticia_normal

La permuta mundial de negocios entre Sanofi y Boehringer Ingelheim a nivel mundial tiene repercusiones en el empleo en España. Ambas compañías intercambiarán parte de sus plantillas en nuestro país, un movimiento que afectará a alrededor de 150 personas.

El laboratorio farmacéutico francés y su homólogo alemán cerraron un acuerdo en el que el negocio veterinario de Sanofi, Merial, valorado en 11.400 millones de euros, pasa a Boehringer. A su vez, la unidad de autocuidado de la salud (productos sin receta) de la germana –salvo sus actividades en China–, cuyo valor asciende a 6.700 millones, se traspasa a Sanofi.

Además, en esa operación, Boehringer realiza un pago en efectivo compensatorio a Sanofi por importe bruto de 4.700 millones.

Como consecuencia de estas permutas, las compañías están actualmente cerrando el intercambio de trabajadores en todo el mundo. A nivel global, en este movimiento se traspasarán 3.000 personas desde la germana al nuevo negocio de autocuidado de la francesa.

En España pasarán, según confirman desde las compañías afectadas, alrededor de 80 personas al nuevo negocio Sanofi CHC (Consumer Health Care). De esos trabajadores, alrededor de 30 pertenecen a la red de ventas y el resto son de soporte. Físicamente se ubicarán en el centro de trabajo de Sanofi en la Torre Diagonal Mar de Barcelona. En la actualidad, Sanofi cuenta con una plantilla de alrededor de 950 personas en España.

En la dirección contraria, los trabajadores que actualmente están ubicados en la sede de Torre Diagonal Mar de Sanofi pasarán a trabajar en las instalaciones de Boehringer en la localidad de San Cugat del Vallés, también en Barcelona. En este caso, afectará a alrededor de 70 empleados: 40 de la red comercial y 20 de staff.

En España, el histórico laboratorio alemán cuenta con alrededor de 1.700 empleados y dispone de dos fábricas de producción: una farmacéutica en Sant Cugat y otra química en Malgrat de Mar. A nivel mundial, se espera que 8.000 antiguos empleados de Merial pasen a Boehringer.

Las compañías informan que se prevé que este movimiento esté ejecutado en todo el mundo durante estas últimas semanas de 2016 para que los empleados comiencen en sus nuevos puestos de trabajo a inicios de enero del próximo año.

El resultado a nivel mundial

A través de este intercambio de activos, Sanofi pasa a convertirse en un protagonista crucial en el segmento de cuidados de la salud, con una facturación prevista de 5.100 millones y una cuota de mercado próxima al 4,6%, según informó la compañía cuando alcanzó el acuerdo. Esta firma francesa es uno de los cinco grandes laboratorios en el mundo, con ingresos de 36.390 millones el pasado año.

Por su parte, con la suma de Merial, Boehringer se convierte en el segundo actor en el campo veterinario, reforzándose en el segmento de mascotas, con unas ventas de 3.800 millones en 2015. El laboratorio, fundado en 1885, dispone de alrededor de 47.500 empleados en todo el mundo y de una facturación de 14.800 millones.

Edit